Pierde $5,000 salvando del hambre a españoles…

Dueño de una pensión, que brindó caridad, comida y alojamiento en New Britain (Connecticut) volverá a su España natal. “Adiós, New Britain. Me voy para casa esta semana.” Así habló Frank Fera, dueño de la Fonda Española, pensión española en Commercial Street, al anunciar que no puede más con la lucha por la vida en New Britain, después de haber gastado, según él, $5,000 para que sus inquilinos, que perdieron el trabajo hace unos meses, no murieran de hambre. Su mujer le ha escrito una y otra vez pidiéndole que regrese a España, pero no quería volver sin recuperar algo del dinero que había gastado. Pero las cosas se pusieron peores, y finalmente ha decidido volver a casa antes que incurrir nuevos y mayores gastos.
Fera lleva un año regentando la pensión, y ha sido un verdadero amigo a sus compatriotas. Les ha dado comida y alojamiento una semana tras otra cuando no le podían pagar. Ahora que muchos han encontrado trabajo en los campos de tabaco en el estado, o en otros sitios más distantes, apenas se pueden mantener y no le pueden pagar lo que le deben. En realidad, Fera está sufriendo la depresión industrial más que los que trabajaban en las fábricas, porque los obreros necesitados podían contar con él, pero a él le tocaba siempre pagar las cuentas, si no quería abandonar a sus inquilinos a su suerte…

Advertisements